Recupera tus Dientes y Sonrisas

La colocación de implantes dentales es un procedimiento que se realiza con mayor frecuencia cada día en España, es muy común conseguir dentistas profesionales que se dedican a colocar implantes dentales en Zaragoza.

Este procedimiento ha ganado más adeptos gracias a que sus resultados son muy efectivos y satisfactorios, los implantes dentales sirven para fijar los dientes artificiales que se han perdido por cualquier razón o circunstancia, además de contribuir a la erradicación de los problemas estéticos.

Sirven para solucionar los problemas funcionales como lo es la mordida o evitar malformaciones en la mandíbula o estructura ósea, los espacios que quedan abiertos luego de una pérdida dental pueden acarrear muchos problemas bucales y con un implante dental es posible evitarlos.

Los dientes pueden desplazarse al tener más espacio en donde moverse, se aumenta el riesgo de sufrir caries o de periodontitis; cuando se coloca un implante dental se fija de la estructura ósea de la mandíbula o del maxilar superior.

Este servirá de base en la que se fijará luego la pieza dental artificial que va a sustituir el diente que se perdió, rellenando el espacio que quedó libre y luciendo muy natural como el resto de la dentadura.

Ventajas del Uso de Implantes Dentales

Son muchas las ventajas que representa el uso de los implantes dentales, son muy seguros, es la mejor opción que se puede tomar al tener una perdida dental, ya que las prótesis quedan adheridas al hueso y no al resto de los dientes.

Gracias a que el hueso conserva su función se evita la perdida a nivel óseo, el paciente puede masticar de la misma forma que con sus dientes naturales, sin que esto le cause mayor incomodidad o molestias.

Los implantes dentales ofrecen una mayor duración en el tiempo, pueden durar entre veinte y treinta años aproximadamente, son fáciles de mantener ya que su cuidado e muy similar al de los dientes naturales.

No es un procedimiento doloroso en lo absoluto y el post-operatorio es bastante corto y de rápida recuperación con un nivel de molestias muy reducido; mejoran .en gran medida la calidad de vida de los pacientes.

Las personas experimentan un alta de autoestima, se ven estéticamente mejor con todas sus piezas dentales completas, se reducen las molestias a nivel maxilar, se pueden ingerir y masticar correctamente los alimentos.

Es un procedimiento que te dará los resultados que deseas y con el mínimo de riesgos.